destacado campus hor

Destacados

Proyecto SCApp

Proyecto SCApp

Una herramienta informática sencilla y de fácil utilización en cualquier soporte electrónico (teléfono móvil, tableta u ordenador).

Appteca

Apps para la práctica clínica

Un proyecto de SEC y SEMG para ayudar a profesionales implicados en el diagnóstico, tratamiento y seguimiento de los pacientes con patologías cardiovasculares.

Libro de LinkedIn

LinkedIn para médicos

¿Seremos capaces los cardiólogos de aumentar nuestra actividad en la red y convertirnos en un grupo más cohesionado? Únete a nosotros.

SEC Online 2015

SEC Online 2015

Accede a las 700 ponencias y 400 pósteres del Congreso de las Enfermedades Cardiovasculares SEC 2015 celebrado en Bilbao.

Cardio TV

Cardiología hoy | Blog

Cumplimiento de las guías clínicas sobre endocarditis infecciosa

Las indicaciones de cirugía cardiaca en la endocarditis infecciosa (EI) están bien establecidas en las guías de la práctica clínica (GPC). Sin embargo, no siempre existe un seguimiento de las mismas. Resulta interesante conocer los motivos del no cumplimiento.

Guía de presión en SCACEST multivaso. Estudio DANAMI-3 – PRIMULTI

Estudio que compara los resultados de revascularizar solo el vaso responsable frente a la revascularización completa de todas las lesiones no culpables con resultado significativo en una guía de presión en pacientes con SCACEST y enfermedad multivaso.

Cafeína y extrasístoles: ¿es hora de cambiar el café por tila?

El estudio Consumption of caffeinated products and cardiac ectopy analizó la relación entre el consumo de té, café o chocolate y la aparición de extrasistolia o taquicardia auricular o ventricular.

El ejercicio predictor de supervivencia: indiquemos actividad física

Dado el notable envejecimiento de la población y la elevada prevalencia de sedentarismo, resulta interesante conocer los resultados de este estudio, que evalúa el impacto de las diferencias en la capacidad de ejercicio asociada con la edad, en la evolución clínica a largo plazo.

Aptitud y descalificación para deportistas con commotio cordis

La commotio cordis (CC) se define como muerte súbita cardiaca causada por un golpe o impacto relativamente inocente sobre el precordio. Aunque se pensaba que era infrecuente, se están dando a conocer nuevos casos cada vez con más frecuencia.

Ciclosporina en el infarto de miocardio reperfundido

El estudio CYCLE (CYCLosporine in a Reperfused Acute Miocardial Infarction) es un ensayo multicéntrico que valoró la utilidad de la ciclosporina para mejorar la reperfusión miocárdica en la angioplastia primaria... con resultado decepcionante.

Encuestas

¿Qué productos de formación SEC consideras más atractivos?

Escuela de paciente experto

Solicita tus claves

Ya disponible

Ayúdanos a seleccionar pacientes óptimos para realizar el curso de formación online.

Comunicados SEC

Fallecimiento del Dr. Alfonso Castro Beiras: in memóriam

La Sociedad Española de Cardiología, en representación de los cardiólogos Españoles, comunica la luctuosa noticia del fallecimiento hoy, 8 de febrero, del doctor Alfonso Castro Beiras (Compostela, 1944).

Carlos Macaya, nuevo presidente de la FEC

El Comité Ejecutivo de la Sociedad Española de Cardiología en su reunión del pasado día 16 de diciembre, decidió nombrar nuevo Presidente de la Fundación Española del Corazón(FEC) al Dr. Carlos Macaya Miguel, Jefe del Servicio de Cardiología del Hospital Clínico San Carlos de Madrid y Catedrático de esta especialidad en la Universidad Complutense de Madrid.

Apertura de candidaturas para el Board de la WHF

Se abre el periodo de presentación de candidaturas para el Board de la World Heart Federation (WHF). El plazo concluye el próximo 20 de enero de 2016.

Cuida tu corazón, felices fiestas

La Sociedad Española de Cardiología (SEC) y la Fundación Española del Corazón (FEC) te deseamos una Feliz Navidad y un año 2016 plenamente cardiosaludable.

Comunicación del Servicio de Cardiología del H. San Pedro (Logroño) sobre SCAEST en La Rioja

Se ha recibido en la SEC una carta del Dr. Luis Alonso Pérez, jefe de servicio de Cardiología del Hospital San Pedro de Logroño, en la que solicita aclaraciones sobre la información presentada en una rueda de prensa en el Congreso SEC de Bilbao a cerca de los datos del Registro RECALCAR.

Apertura de candidaturas para el Board de la ESC

Se abre el periodo de presentación de candidaturas para el Board de la European Society of Cardiology (ESC). El plazo concluye el próximo 23 de noviembre.

REV ESP CARDIOL

Número 02

Número 02
Febrero 2016
Vol. 69. Núm. 02.
Páginas 91-236

REC Número 01

Número 01
Enero 2016
Vol. 69. Núm. 01.
Páginas 1-90

REC Número 12

Número 12
Diciembre 2015
Vol. 68. Núm. 12.
Páginas 1053-1196

REC Número 11

Número 11
Noviembre 2015
Vol. 68. Núm. 11.
Páginas 919-1051

REC Número 10

Número 10
Octubre 2015
Vol. 68. Núm. 10.
Páginas 827-917

REC Número 9

Número 09
Septiembre 2015
Vol. 68. Núm. 09.
Páginas 737-826

REC Número 8

Número 08
Agosto 2015
Vol. 68. Núm. 08.
Páginas 647-736

REC Número 07

Número 07
Julio 2015
Vol. 68. Núm. 07.
Páginas 551-645

REC Número 06

Número 06
Junio 2015
Vol. 68. Núm. 06.
Páginas 457-550

REC Número 05

Número 05
Mayo 2015
Vol. 68. Núm. 05.
Páginas 361-455

REC Número 04

Número 04
Abril 2015
Vol. 68. Núm. 04.
Páginas 279-359

REC Número 03

Número 03
Marzo 2015
Vol. 68. Núm. 03.
Páginas 175-277

Últimas publicaciones

Cardiología hoy 2015
Liga de los Casos Clínicos 2015
Proceso asistencial simplificado del síndrome coronario agudo
Aplicaciones profesionales de LinkedIn en medicina

Consumo de cocaína y riesgo de infarto de miocardio

| Actualidad - Comunicación - Notas de prensa

Tras evaluar a los pacientes atendidos en la Unidad de Dolor Torácico durante un año (3.363 personas), el Hospital Clínic de Barcelona detectó que los individuos menores de 55 años que habían ingerido cocaína presentaban un riesgo cuatro veces mayor del habitual de padecer un infarto de miocardio.

Otros grandes estudios afirman incluso que este riesgo se multiplica por siete en pacientes que no superan los 45 años, por lo que el riesgo parece que aumenta y resulta más prevalente cuanto más joven es el paciente. Concretamente, el 16% de los pacientes que acudieron al Hospital Clínic de Barcelona con dolor torácico tras haber consumido cocaína, sufrieron un infarto de miocardio. La mayoría de los casos se dieron en varones (en una proporción cuatro veces superior en comparación con los casos de mujeres) y fumadores, con una edad media de 35 años.

 El riesgo de padecer un episodio de esta índole se multiplica por 24 durante la primera hora tras el consumo de esta droga. Y es que son múltiples los efectos secundarios que la cocaína desencadena y que resultan altamente perniciosos para la salud cardiovascular. Esta droga aumenta el consumo de oxígeno al inducir taquicardia, elevación de la presión arterial y la contractilidad miocárdica (capacidad del corazón de contraerse), y disminuye su aporte.

Según el Dr. Xavier Bosch, miembro de la SEC, director de la Unidad Coronaria del Hospital Clínic de Barcelona y uno de los autores del estudio, "el hecho de que la cocaína se inhale por vía nasal, hace que se absorba y pase a la sangre de forma inmediata y provoque un aumento brusco de la adrenalina, la coagulabilidad de la sangre y vasoconstricción coronaria (estrechamiento de las arterias del corazón), lo que acaba favoreciendo la aparición del infarto, de forma bastante inmediata".

Subestimación del problema y falta de reconocimiento por parte del paciente

El consumo de cocaína supone el 5% de las consultas a urgencias por dolor torácico entre los pacientes menores de 55 años. Aunque esta molestia en el pecho sea el principal síntoma, también son habituales las palpitaciones, las nauseas, la disnea o el nerviosismo intenso.

Resulta imprescindible que los médicos detecten estos síntomas para que los pacientes puedan ser tratados a tiempo, ya que muchos de ellos no reconocen haber consumido cocaína cuando se presentan en el servicio de urgencias. En este sentido, cabe destacar que, concretamente, el 19% de los pacientes que acudieron a la unidad de dolor torácico del Hospital Clínic de Barcelona, por miedo a que apareciera en su historial clínico, no confesaron haber tomado cocaína, a pesar de detectarse sus metabolitos en la orina.

Otro factor que no contribuye a un diagnóstico adecuado es que el interrogatorio sobre el consumo de estupefacientes suele ser muy variable en los servicios de urgencias y, en cualquier caso, es muy inferior al de los factores clásicos de riesgo coronario. 

Este hecho resulta bastante contradictorio teniendo en cuenta el creciente aumento del consumo de cocaína en nuestro país durante estos últimos años, lo que ha convertido a España en uno de los países más consumidores, junto a Estados Unidos y Reino Unido. 

Según el Informe Mundial sobre las Drogas del año 2009, publicado por la ONU, un 1,4% de la población de Europa occidental entre 15 y 64 años y un 3% de la española son consumidores de cocaína. Estos datos se acentúan en determinados grupos de edad, como los estudiantes de secundaria, entre los que el consumo de esta droga en España se ha multiplicado por cuatro en los últimos 10 años. 

Este alarmante incremento en el consumo de cocaína comporta un aumento paralelo de las consultas médicas, que deberían de disponer de mucha más información para el correcto manejo y pronóstico de estos pacientes. 

Según el Dr. Bosch, "a los médicos nos han enseñado a preguntar al paciente por los factores de riesgo coronarios clásicos y, a menudo, olvidamos preguntar por otros factores emergentes cuyo interrogatorio no está protocolizado. La cocaína es un factor de riesgo cardiovascular más peligroso que todos los factores de riesgo convencionales, pues actúa en muy poco tiempo y con gran intensidad, incluso en pacientes sin enfermedad coronaria".

En este sentido, el Dr. Bosch también ha destacado que, tal y como se demuestra en éste y en otros estudios, "el peligro de la cocaína no ha llegado suficientemente a la conciencia de los españoles y de los médicos", y añade que "en todos los pacientes de menos de 55 años que acudan con dolor torácico al hospital se les debería preguntar si han consumido cocaína y, en caso de sospecha, realizar un análisis de orina. Ello permitiría diagnosticar más rápidamente a estos pacientes, indicar un mejor tratamiento y, sobre todo, aconsejar el abandono de la droga y tomar medidas de prevención".

 

home ligacasosclinicos v2

Socios estratégicos