eCardio. I Congreso Virtual de la Sociedad Española de Cardiología
Inscríbete para la Liga de los Casos Clínicos 2017
Proyectos de Investigación, Becas y Premios SEC 2017
EuroPrevent 2017
ESC Congress - REGISTER
Congreso SEC17. Envío de comunicaciones hasta el 2 de mayo de 2017.
SEC-CALIDAD
Catálogo Formación SEC
  1. 1
  2. 2
  3. 3
  4. 4
  5. 5
  6. 6
  7. 7
  8. 8

Cardiología hoy | Blog

Resultados y costes del cierre de la orejuela izquierda

Primer estudio que analiza el coste-impacto utilizando datos del estudio randomizado PROTECT AF y del registro de cierre de orejuelas del RBHH.

Vuelta de tuerca al BARI-2D: revascularización en diabéticos según SYNTAX

Subanálisis del estudio BARI-2D que trata de determinar si la extensión de la enfermedad coronaria (según SYNTAX), puede predecir la incidencia de eventos cardiovasculares mayores.

El marcapasos sin cables, más seguro que los transvenosos en el largo plazo

Los marcapasos sin cables han demostrado a corto plazo un rendimiento eléctrico muy satisfactorio acompañado de un perfil de seguridad más que aceptable. 

Revascularización quirúrgica vs. ICP en DM con enfermedad multivaso

Subanálisis del estudio FREEDOM en el que se evalúa si la enfermedad renal crónica (ERC) modifica la eficacia de la cirugía coronaria (CICOR) vs. el intervencionismo coronario percutáneo (ICP).

Papel del tratamiento médico en infarto sin estenosis coronarias

Estudio observacional que evalúa el efecto de las estrategias de prevención secundaria en el infarto agudo de miocardio sin estenosis coronarias significativa.

STEMI sin estenosis severa: no dejemos metal

Estudio en el que se comprueba la seguridad y eficacia de una estrategia para minimizar el implante de stents metálicos en pacientes jóvenes con STEMI guiado por OFDI.

Blog REC

Relación presión-volumen en el laboratorio de eco de estrés

¿Por fin una forma accesible de valorar la contractilidad cardiaca? Descúbrela de la mano de nuestros autores.

Eventos tras implante de stent de everolimus en lesiones largas

¡Nuevos datos sobre el tratamiento de lesiones coronarias largas con stents farmacoactivos de segunda generación! Describimos los predictores con IVUS de eventos adversos en el seguimiento.

Angioplastia primaria en mayores 75 años

Descubre de la mano de los investigadores del estudio ESTROFA la eficacia de la angioplastia primaria cuando se realiza en pacientes con más de 75 años.

Comentarios a las Guías ESC 2016 para el manejo de la FA

Descubre las novedades de las Guías ESC 2016 para el manejo de la fibrilación auricular (FA) de la mano de los expertos de la Sociedad Española de Cardiología.

Secciones Científicas

Sección de Cardiología Clínica Sección de Cardiología Geriátrica Sección de Pediátrica y Cardiopatías Congénitas Sección de Cardiopatía Isquémica y Cuidados Agudos Cardiovasculares Sección de Electrofisiología y Arritmias Sección de Estimulación Cardiaca Sección de Hemodinámica y cardiología Intervencionista Sección de Imagen Cardiaca Sección de Insuficiencia Cardiaca Sección de Riesgo Vascular y Rehabilitación Cardiaca

Cardio TV

La doctora Almudena Castro trata la asociación entre este factor de riesgo y la enfermedad cardiovascular con el endocrino Miguel Ángel Rubio, y el cardiólogo Julián Pérez-Villacastín. ...

El presidente electo SEC, doctor Manuel Anguita, ofrece con los doctores Manuel Miralles e Iñaki Lekuona un análisis de lo que los estudios EUCLID y PIONEER, presentados en Nueva Orleans, pueden ...

Uno de los estudios presentados durante la Conferencia Científica AHA 2016 es el GLAGOV, que prueba la capacidad del fármaco evolocumab de reducir los niveles de LDL-C y la placa de ateroma. ...

Las doctoras Pilar Mazón Ramos, del Complejo Hospitalario Universitario de Santiago de Compostela, y Almudena Castro Conde, del Hospital Universitario La Paz (Madrid), explican en este vídeo las ...

Los doctores Esteban López de Sá e Ignacio Fernández Lozano comentan los proyectos inmediatos de la SEC sobre atención de la parada cardiaca extrahospitalaria. ...

Consumo de cocaína y riesgo de infarto de miocardio

| Actualidad - Comunicación - Notas de prensa

Tras evaluar a los pacientes atendidos en la Unidad de Dolor Torácico durante un año (3.363 personas), el Hospital Clínic de Barcelona detectó que los individuos menores de 55 años que habían ingerido cocaína presentaban un riesgo cuatro veces mayor del habitual de padecer un infarto de miocardio.

Otros grandes estudios afirman incluso que este riesgo se multiplica por siete en pacientes que no superan los 45 años, por lo que el riesgo parece que aumenta y resulta más prevalente cuanto más joven es el paciente. Concretamente, el 16% de los pacientes que acudieron al Hospital Clínic de Barcelona con dolor torácico tras haber consumido cocaína, sufrieron un infarto de miocardio. La mayoría de los casos se dieron en varones (en una proporción cuatro veces superior en comparación con los casos de mujeres) y fumadores, con una edad media de 35 años.

 El riesgo de padecer un episodio de esta índole se multiplica por 24 durante la primera hora tras el consumo de esta droga. Y es que son múltiples los efectos secundarios que la cocaína desencadena y que resultan altamente perniciosos para la salud cardiovascular. Esta droga aumenta el consumo de oxígeno al inducir taquicardia, elevación de la presión arterial y la contractilidad miocárdica (capacidad del corazón de contraerse), y disminuye su aporte.

Según el Dr. Xavier Bosch, miembro de la SEC, director de la Unidad Coronaria del Hospital Clínic de Barcelona y uno de los autores del estudio, "el hecho de que la cocaína se inhale por vía nasal, hace que se absorba y pase a la sangre de forma inmediata y provoque un aumento brusco de la adrenalina, la coagulabilidad de la sangre y vasoconstricción coronaria (estrechamiento de las arterias del corazón), lo que acaba favoreciendo la aparición del infarto, de forma bastante inmediata".

Subestimación del problema y falta de reconocimiento por parte del paciente

El consumo de cocaína supone el 5% de las consultas a urgencias por dolor torácico entre los pacientes menores de 55 años. Aunque esta molestia en el pecho sea el principal síntoma, también son habituales las palpitaciones, las nauseas, la disnea o el nerviosismo intenso.

Resulta imprescindible que los médicos detecten estos síntomas para que los pacientes puedan ser tratados a tiempo, ya que muchos de ellos no reconocen haber consumido cocaína cuando se presentan en el servicio de urgencias. En este sentido, cabe destacar que, concretamente, el 19% de los pacientes que acudieron a la unidad de dolor torácico del Hospital Clínic de Barcelona, por miedo a que apareciera en su historial clínico, no confesaron haber tomado cocaína, a pesar de detectarse sus metabolitos en la orina.

Otro factor que no contribuye a un diagnóstico adecuado es que el interrogatorio sobre el consumo de estupefacientes suele ser muy variable en los servicios de urgencias y, en cualquier caso, es muy inferior al de los factores clásicos de riesgo coronario. 

Este hecho resulta bastante contradictorio teniendo en cuenta el creciente aumento del consumo de cocaína en nuestro país durante estos últimos años, lo que ha convertido a España en uno de los países más consumidores, junto a Estados Unidos y Reino Unido. 

Según el Informe Mundial sobre las Drogas del año 2009, publicado por la ONU, un 1,4% de la población de Europa occidental entre 15 y 64 años y un 3% de la española son consumidores de cocaína. Estos datos se acentúan en determinados grupos de edad, como los estudiantes de secundaria, entre los que el consumo de esta droga en España se ha multiplicado por cuatro en los últimos 10 años. 

Este alarmante incremento en el consumo de cocaína comporta un aumento paralelo de las consultas médicas, que deberían de disponer de mucha más información para el correcto manejo y pronóstico de estos pacientes. 

Según el Dr. Bosch, "a los médicos nos han enseñado a preguntar al paciente por los factores de riesgo coronarios clásicos y, a menudo, olvidamos preguntar por otros factores emergentes cuyo interrogatorio no está protocolizado. La cocaína es un factor de riesgo cardiovascular más peligroso que todos los factores de riesgo convencionales, pues actúa en muy poco tiempo y con gran intensidad, incluso en pacientes sin enfermedad coronaria".

En este sentido, el Dr. Bosch también ha destacado que, tal y como se demuestra en éste y en otros estudios, "el peligro de la cocaína no ha llegado suficientemente a la conciencia de los españoles y de los médicos", y añade que "en todos los pacientes de menos de 55 años que acudan con dolor torácico al hospital se les debería preguntar si han consumido cocaína y, en caso de sospecha, realizar un análisis de orina. Ello permitiría diagnosticar más rápidamente a estos pacientes, indicar un mejor tratamiento y, sobre todo, aconsejar el abandono de la droga y tomar medidas de prevención".

 

Apps

ClinicApp
LipidApp
Congreso SEC 2016
App Oficial SEA
Hipertensión arterial
Insuficiencia cardiaca
Semiología clínica
Electrocardiografía
SCApp

REV ESP CARDIOL

Número 02

Número 02
Febrero 2017
Vol. 70. Núm. 02.
Páginas 69-135

Número 01

Número 01
Enero 2017
Vol. 70. Núm. 01.
Páginas 1-68

Número 12

Número 12
Diciembre 2016
Vol. 69. Núm. 12.
Páginas 1119-1239

Número 11

Número 11
Noviembre 2016
Vol. 69. Núm. 11.
Páginas 1003-1117

Número 10

Número 10
Octubre 2016
Vol. 69. Núm. 10.
Páginas 885-1001

Número 09

Número 09
Septiembre 2016
Vol. 69. Núm. 09.
Páginas 811-884

Socios estratégicos