| Secciones - Cardiología Clinica - Noticias

Así lo revela un estudio que ha publicado la Revista Española de Cardiología perteneciente a la SEC.

 

En España, la proporción de personas que tienen riesgo cardiovascular es elevada y existen marcadas diferencias geográficas en su distribución, según el doctor Rafael Gabriel, investigador del Hospital Universitario de la Paz, y autor principal de un destacado estudio que ha publicado la Revista Española de Cardiología, perteneciente a la Sociedad Española de Cardiología (SEC).

El objetivo de esta investigación es averiguar las diferencias geográficas que existen en la prevalencia y distribución de los principales factores de riesgo cardiovascular en la población española. El análisis contó con 19.729 sujetos de estudio, divididos por edad, sexo y áreas geográficas. El 55,5 por ciento de los participantes eran mujeres y el 42,5 por ciento, mayores de 65 años. 

Para el estudio geográfico, se definieron cuatro grandes áreas: Norte (Galicia,
Asturias, Aragón, País Vasco, Navarra, La Rioja), Mediterráneo (Baleares, Cataluña, Comunidad Valenciana), Centro (Castilla-La Mancha, Castilla y León, Madrid, Extremadura) y Sur-este (Andalucía y Murcia). “La mayor carga de factores de riesgo cardiovascular se observó en las zonas sureste y mediterránea y la menor, en las áreas norte y centro”, ha apuntado el doctor Gabriel.

Para los autores, “el conocimiento de los factores de riesgo cardiovascular (FRCV) de la enfermedad isquémica cardiaca permite implantar estrategias de prevención cardiovascular”. Así, los FRCV más frecuentes en España fueron, por orden decreciente, la hipercolesterolemia, hipertensión arterial, tabaquismo, obesidad y diabetes.

En concreto, el 38 por cento de la población española padece hipertensión arterial, el 32 por ciento fuma, el 23 por ciento es obesa, un 17 por ciento tiene altas concentraciones de colesterol total y el 6 por ciento es diabético. “Estas cifras son similares a las de otros países de nuestro entorno”, ha señalado el investigador.

El estudio también muestra que las mujeres presentan, en general, valores más bajos que los varones en todos los factores de riesgo. El tabaquismo es más frecuente en edades jóvenes y tiende a disminuir de forma significativa con la edad, sobre todo, en el caso de las mujeres. A partir de los 65 años de edad, en cambio, la carga de factores de riesgo, excepto para el tabaco, es mayor en las mujeres que en los varones. Las prevalencias más elevadas se observan en hipertensión arterial (42 por ciento), tabaquismo (34,2 por ciento), y obesidad (26,5 por ciento) en el área sureste.

Según el estudio, la obesidad es también muy frecuente en el área norte (26,8 por ciento). La diabetes y la hipercolesterolemia son más frecuentes en el área mediterránea. “Nuestro análisis únicamente analiza si las diferencias geográficas en la carga y la distribución de los FRCV permitirían explicar las diferencias geográficas observadas en la incidencia y la mortalidad cardiovascular entre regiones”.