Cardiología hoy | Blog

Intercambio de bomba entre diferentes DAVI. ‘Tips and trick’

Resumen de casos en el que se expone una experiencia unicéntrica de sustitución de dispositivos de asistencia ventricular izquierda tipo HeartMate II y HVAD HeartWare por el nuevo HearMate 3.

Mortalidad precoz tras la ablación de TV en cardiopatía estructural

Estudio retrospectivo internacional multicéntrico en el que se analiza la incidencia y predictores de mortalidad precoz en una cohorte de pacientes con cardiopatía estructural sometidos a ablación de taquicardia ventricular.

Ivabradina en la IC con función preservada. Estudio EDIFY

Ensayo clínico que evaluó el efecto de la reducción de la frecuencia cardiaca obtenida con ivabradina sobre la función cardiaca en pacientes con insuficiencia cardiaca con fracción de eyección preservada.

¿Qué aportan los betabloqueantes en ancianos postinfarto?

Estudio prospectivo que analizó el beneficio de la toma de betabloqueantes en el postinfarto de miocardio en ancianos institucionalizados.

Betabloqueantes en el IAM sin IC ni disfunción ventricular

En la actualidad la evidencia del uso crónico de betabloqueantes después de un infarto agudo de miocardio (IAM) sin insuficiencia cardiaca (IC) o disfunción ventricular sigue siendo escasa.

El implante diferido de stent no mejora el tamaño del IAM

Subestudio del DANAMI-3-DEFER en el que se compara una estrategia de implante diferido de stent vs. implante inmediato en el tamaño del infarto y la obstrucción microvascular.

Blog REC

Déficit de hierro y capacidad funcional tras un SCA

El déficit de hierro desenmascarado como predictor de peor calidad de vida tras un episodio coronario agudo ¡Descúbrelo de la mano de nuestros autores!

Miocardio infartado y miocardio en riesgo con cardio RMN

¿Cómo valorar el área en riesgo con RMN en el infarto de miocardio? Esta pregunta es más importante de lo que parece, ya que es una de las formas más utilizadas para valorar el beneficio de los tratamientos.

La FEVI intermedia no predice el riesgo en la ICC descompensada

El nuevo concepto de ‘ICC con fracción de eyección intermedia’ de las guías europeas de insuficiencia cardiaca es bastante controvertido. ¿Cuál es su impacto clínico?

Infecciones de dispositivos de estimulación cardiaca en la práctica clínica

¿Cuál es la mejor forma de tratar las infecciones en dispositivos de estimulación cardiaca? Nuestros autores te resumen su experiencia.

Secciones Científicas

Sección de Cardiología Clínica Sección de Cardiología Geriátrica Sección de Pediátrica y Cardiopatías Congénitas Sección de Cardiopatía Isquémica y Cuidados Agudos Cardiovasculares Sección de Electrofisiología y Arritmias Sección de Estimulación Cardiaca Sección de Hemodinámica y cardiología Intervencionista Sección de Imagen Cardiaca Sección de Insuficiencia Cardiaca Sección de Riesgo Vascular y Rehabilitación Cardiaca

Cardio TV

La Sociedad Española de Cardiología (SEC) presenta su proyecto 'Cardiología 2.0', una iniciativa de Campus SEC y Campus Sanofi para difundir el uso de las herramientas digitales entre los cardió ...

El Dr. José Luis Ferreiro Gutiérrez modera la reflexión con Esteban López de Sá y Felipe Hernández sobre la duración de la doble terapia antiagregante en intervencionismo coronario. ...

El proyecto Mimocardio consta de varias secciones, entre las cuales destacan 'Paciente Experto', 'Mimocardio Cáncer', 'Mima tus encías', etc. En este vídeo, los doctores Almudena Castro, Raquel ...

El doctor Ángel Moya i Mitjans presenta junto a Gonzalo Barón y Esquivias y Ricardo Ruiz Granell este análisis de la estimulación cardiaca en pacientes con síncope reflejo cardioinhibidor. ...

El presidente de la Sociedad Andaluza de Cardiología, Dr. Gómez Doblas, revisa los principales avances presentados en el ACC 2017 con la Dra. Castro Conde, coordinadora del Grupo de Trabajo de D ...

Estimulación ventricular izquierda frente a estimulación biventricular en resincronización cardiaca

| Cardiología Hoy

En este estudio se pone a prueba la hipótesis de que la estimulación desde el lado izquierdo del corazón podría ser una medida eficaz para evitar los posibles efectos perjudiciales derivados de la estimulación desde el ventrículo derecho.

Los autores evaluaron una cohorte de 211 pacientes procedentes de 11 hospitales con disfunción ventricular izquierda (FEVI menor del 35%), QRS ancho (superior a 120 ms) y síntomas de insuficiencia cardiaca a los que se les puso un dispositivo de resincronización. Tras descartar aproximadamente un 40% de los pacientes por diferentes razones que impedían que completaran el protocolo (fundamentalmente los pacientes en los que hubo problemas con el dispositivo o que tenían incapacidad para caminar) se quedaron con un grupo final de estudio de 121 sujetos. En estos pacientes se esperó un periodo de 2-8 semanas tras el implante para dar un tiempo a la recuperación tras el procedimiento y al ajuste estrecho de la medicación; en este tiempo el modo de resincronización se dejo apagado. Tras el periodo de espera, los pacientes fueron distribuidos de forma aleatoria y ciega a que el dispositivo de resincronización estimulara desde el ventrículo izquierdo o desde ambos ventrículos a la vez durante seis meses tras los cuales se cambiaba al modo de estimulación durante otros seis meses en el diseño clásico de crossover en el que cada paciente sirve como control de sí mismo.

La mayor mejoría en la clase funcional y en el test de 6 minutos se produjo en el tiempo de espera antes del inicio de la resincronización. La duración del tiempo de ejercicio hasta el 75% del pico de consumo de oxígeno, parámetro que era el objetivo primario del estudio, aumentó con ambos modos de estimulación, pero sin diferencia significativa entre ellos (de 9,3 ± 6,4 a 14,0 ± 11,9 minutos con la estimulación ventricular izquierda y a 14,3 ± 12,5 minutos con la estimulación biventricular. Otros parámetros como la fracción de eyección (que aumentó de 24,4 ± 6,3% a 31,9 ± 10,8 con la estimulación ventricular izquierda y a 30,9 ± 9,8% con la estimulación ventricular) o el diámetro telesistólico se comportaron de forma similar. No hubo una diferencia significativa ni en el número de pacientes con respuesta clínica (definida como el aumento del tiempo de ejercicio en más de un 20%, un 48,0% de los pacientes con la estimulación ventricular izquierda y del 55,1% con la estimulación biventricular), ni en el número de pacientes con mejoría del remodelado ventricular (definida como una reducción superior al 15% en el diámetro telesistólico, un 46,7% de los pacientes con la estimulación ventricular izquierda y del 55,4% con la estimulación biventricular). Sin embargo, un 30,6% de los pacientes que no respondieron con la estimulación ventricular izquierda y un 17,1 de los pacientes no respondedores con estimulación biventricular mejoraron tras el cambio de modo de estimulación.

Comentario

No cabe duda de que la resincronización cardiaca es una de las armas más eficaces que tenemos en el tratamiento de la insuficiencia cardiaca avanzada. Sin embargo, existe un número importante de pacientes que no responden al implante de dispositivos. Cada vez está más claro que la posibilidad de que el paciente tenga una respuesta clínica positiva tras el implante depende de múltiples factores, entre los que también hay que contar con la disponibilidad de una vena adecuada donde colocar el electrodo de resincronización o la viabilidad del tejido a resincronizar.

También existe una investigación muy activa sobre la importancia de diferentes parámetros técnicos relacionados con el dispositivo en sí mismo. A pesar de esto, los esfuerzos por mejorar la eficacia del tratamiento optimizando los intervalos de estimulación auriculoventricular o ventrículo-ventricular han tenido un éxito limitado. Otra posibilidad podría venir de la selección más precisa del punto de estimulación, y la estimulación ventricular izquierda es una de las opciones teóricamente más interesantes, ya que permitiría por una parte emplear dispositivos más sencillos, que serían eficaces con solo un cable, y por otra parte, evitaría los efectos indeseados de la estimulación ventricular derecha. Sin embargo, los datos obtenidos en nuestro estudio indican que esta estrategia de estimulación tiene resultados similares a la estimulación biventricular convencional. 

Para los autores los resultados reflejan también la dificultad para cuantificar de forma adecuada la respuesta a la terapia, con resultados de difícil explicación como que la mayor parte de la mejoría clínica se obtuviera en realidad antes de que el resincronizador estuviera en funcionamiento.

Aunque en el momento actual no existe la posibilidad de ahorrar el implante del electrodo ventricular derecho, que a día de hoy es necesario para el funcionamiento del sistema de desfibrilador que la mayoría de estos dispositivos asocia, los datos obtenidos serán importantes en el desarrollo de los sistemas que tendremos disponibles en el futuro.

Referencia

Left Ventricular Versus Simultaneous Biventricular Pacing in Patients With Heart Failure and a QRS Complex >=120 Milliseconds

  • Thibault B, Ducharme A, Harel F, White M, O'Meara E, Guertin MC, Lavoie J, Frasure-Smith N, Dubuc M, Guerra P, Macle L, Rivard L, Roy D, Talajic M, Khairy P; investigadores del GREATER-EARTH.
  • doi: 10.1161/​CIRCULATIONAHA.111.032904.

Apps

ICapp
ClinicApp
LipidApp
Congreso SEC 2016
SEA - Electrofisiología y Arritmias
Hipertensión arterial
Insuficiencia cardiaca
Semiología clínica
ECG Práctico
SCApp

REV ESP CARDIOL

Número 06

Número 06
Junio 2017
Vol. 70. Núm. 06.
Páginas 417-522

Número 05

Número 05
Mayo 2017
Vol. 70. Núm. 05.
Páginas 315-415

Número 04

Número 04
Abril 2017
Vol. 70. Núm. 04.
Páginas 231-313

Número 03

Número 03
Marzo 2017
Vol. 70. Núm. 03.
Páginas 137-229

Número 02

Número 02
Febrero 2017
Vol. 70. Núm. 02.
Páginas 69-135

Número 01

Número 01
Enero 2017
Vol. 70. Núm. 01.
Páginas 1-68

Socios estratégicos