1920x400Cab 3Reunion

Estimulación Cardiaca

La Sección comenzó su actividad como Grupo de Trabajo en el año 1984. Pueden forman parte de la Sección todos aquellos médicos, cardiólogos, especialistas en estimulación cardiaca, representantes comerciales o técnicos de producto pertenecientes a compañías de la industria suministradora de dispositivos de estimulación cardiaca. En la actualidad, la Sección de Estimulación Cardiaca está integrada por más de 400 profesionales.



Sobre la sección Hazte socio

| Categoría: Publicaciones de la sección

En este apartado se muestra listado de los cuadernos de estimulación y cuadernos técnicos, que se han agrupado bajo el nombre Cuadernos de estimulación.

| Categoría: El rincón de Jesús

La seguridad de llevar a cabo resonancia magnética nuclear (RMN) en pacientes portadores de dispositivos electrónicos cardiacos implantables (DCEI) próximos al agotamiento de batería no ha sido publicada. Con el objeto de determinar el riesgo de la RMN en los dispositivos no MRI-Condicional en indicación de recambio electivo (ERI) o próximo a él los autores revisan la base de datos de la Mayo-Clinic MRI-DCEI).

| Categoría: El rincón de Jesús

Las infecciones por Estafilococos aureus meticilin-resistentes (MRSA) no son infrecuentes en cardiología y por supuesto en pacientes portadores de dispositivos cardiacos electrónicos como son marcapasos y desfibriladores originando tanto endocarditis como infecciones en las bolsas cutáneas, que dan lugar a morbilidad y mortalidad no despreciables y de inquietud para el facultativo y para los pacientes.

| Categoría: El rincón de Jesús

La ablación por radiofrecuencia de las venas pulmonares es una técnica con una eficacia notable fundamentalmente en la fibrilación auricular paroxística, con sus limitaciones e indicaciones precisas todavía por delimitar.

| Categoría: El rincón de Jesús

LEl recambio de los dispositivos electrónicos cardiacos implantables (DECI) puede resultar en infección y en fallos del electrodo que son probablemente las complicaciones más serias entre las posibles (superiores al 7.9 %). Los costes del tratamiento relacionado con otro tipo de complicaciones pueden ser muy superiores a la complicación en sí.