Blog Actualizaciones Bibliográficas

¿Taquimiocardiopatía en Pacientes con Infarto de Miocardio Crónico?

|

Uno de los problemas relevantes que pueden desarrollarse en pacientes con arritmias ventriculares idiopáticas, es el desarrollo de un cuadro de taquimicardiopatía. Este es debido a la repetición continuada en el tiempo de las arritmias, incluso asintomáticas, y consiste en un cuadro de dilatación y disfunción ventricular ocasionado por la asincronía ventricular relacionada con las arritmias y por alteraciones en el metabolismo del calcio a nivel celular.

Su característica distintiva es que puede ser reversible parcial o totalmente si suprimimos a tiempo las arritmias que la ocasionan. La taquimiocardiopatía no sólo es posible con las formas de taquicardia ventricular repetitiva, sino también en pacientes con extrasistolia ventricular de alta densidad. En este sentido, se conoce que existe una relación directa entre la densidad de extrasistolia ventricular y el grado de disfunción ventricular ocasionado, y como la eliminación de los focos de extrasistolia determina una mejoría significativa de la función ventricular en muchos de estos pacientes. Sin embargo, las cosas no siempre son tan lineales, y podemos encontrarnos en el dilema de evaluar a pacientes con extrasistolia ventricular frecuente y dilatación y disfunción ventricular en los que conocer qué es causa y que es consecuencia en ese entramado fisiopatológico, no es sencillo, y además en este contecto de disfunción ventricular las posibilidades de tratamiento con fármacos antiarrítmicos están muy reducidas. En una aproximación clínica a dicho dilema, se conoce que los casos debidos a extrasistolia ventricular como causa de miocardiopatía, los pacientes suelen ser sujetos sanos, con una alta densidad de extrasístoles monomórficos y con patrones típicos electrocardiográficos, de tractos de salida habitualmente, y en los que la ablación con catéter de los focos de origen de los extrasístoles o bien un tratamiento corto con amiodarona que suprima la extrasistolia, suele acompañarse de una mejoría significativa de la FEVI, mientras que los sujetos con miocardiopatía primaria con producción secundaria de arritmias ventriculares, suelen ser más mayores, con comorbilidades y cardiopatías ya conocidas, con menor densidad de extrasístoles y mas pleomorfismo de los mismos, y en los que la ablación o la supresión con amiodarona no consigue una mejoría de la función ventricular, o bien lo hace de forma menos llamativa.

 

En este sentido, el trabajo de Serrazin y colaboradores, de la Universidad de Michigan, aporta información novedosa y no evaluada previamente. Estudian a un grupo de 30 pacientes consecutivos con infarto crónico y disfunción ventricular sistólica con indicación de implante de desfibrilador automático como terapia de prevención primaria. En aquellos en los que idntifican en un registro Holter de 24 horas una densidad de extrasistoles ventriculares superior al 5% del total de complejos analizados (media de 22 ± 12%, 15 pacientes), realizan un procedimiento de identificación de focos de extrasístolia y ablación con catéter de los mismos. Los autores observan que la eliminación de los extrasístoles ventriculares (o reducción significativa de su densidad de presentación) ocasiona una mejora de la función ventricular (38% ± 11 a 51 ± 9, P = 0.0001), de tal manera que sólo 5 de los pacientes continúan presentando criterios establecidos para el implante de un desfibrilador. La principal característica distintiva entre los sujetos de ambos grupos estudiados, es que los que presentan extrasistolia frecuente tienen escaras más reducidas. Además, es interesante observar que la extrasistolia documentada, procede de regiones viables de la cicatriz, y no presenta patrones típicos de origen en tractos de salida, como ocurre en los clásicos pacientes de taquimiocardiopatía debida a arritmias en sujetos con corazón normal.

A la vista de los resultados, los autores plantean la idea de que en algunos pacientes con miocardiopatía isquémica, parte de la disfunción ventricular pudiera ser debida a un componente de taquimiocardiopatía. Desde luego, este interesante trabajo, con sus limitaciones, abre una línea realmente apasionante de investigación clínica.

 

Impact of Radiofrequency Ablation of Frequent Post-infarction Premature Ventricular Complexes on Left Ventricular Ejection


Sarrazin JF et al. Heart Rhythm 2009;6:1543-1549