Noticias cardiología

| Actualidad - Comunicación - Notas de prensa

La revista científica The Lancet ha publicado en su último número el estudio: ‘Measuring performance on the Healthcare Access and Quality Index for 195 countries and territories and selected subnational locations: a systematic analysis from the Global Burden of Disease Study 2016’. Se trata de un análisis que esta publicación realiza de forma anual, evaluando la atención sanitaria según la accesibilidad de la población a los tratamientos y la calidad de éstos en 32 enfermedades. España ocupa el 19º lugar en este ranking.

Poniendo el foco en las enfermedades cardiovasculares incluidas en el análisis, la cardiología española aparece muy bien reflejada, ocupando un honroso décimo lugar a nivel mundial, con una nota media de 93,4 puntos sobre 100 y por delante de países como Suecia (91,8), Japón (91,6), Canadá (87,8), Reino Unido (85,6) o Estados Unidos (70). Llama la atención, además, que España solo dista en 3,4 puntos del país con mejores valoraciones en el tratamiento de las enfermedades cardiovasculares: Holanda, con 96,8 puntos.

‘Top ten’ del tratamiento de las enfermedades cardiovasculares

Posición en ranking

País

Nota media (sobre 100)

Holanda

96,8

Finlandia

96,0

Luxemburgo

95,4

Suiza

95,2

Francia

94,4

Islandia

94,2

7º y 8º

Dinamarca / Noruega

93,8

Bélgica

93,6

10º

España

93,4

Analizando al detalle la atención médica por tipo de enfermedad entre las del área cardiovascular, para The Lancet, las enfermedades isquémicas (infarto y angina de pecho) son las que mejor puntuación merecen en España por su excelente tratamiento: un 100 sobre 100. Se explica, según el Dr. Manuel Anguita, presidente de la Sociedad Española de Cardiología (SEC), por “la progresiva implantación del código infarto en las diferentes comunidades autónomas a lo largo de estos últimos años”.

“Al fin en España hemos logrado organizar la asistencia del infarto y se ha generalizado la angioplastia primaria como estrategia de elección en estos casos, reduciendo notablemente el tiempo hasta que el paciente es intervenido. Esto ha repercutido indudablemente en la tasa de supervivencia”, aclara el especialista.

Respecto al resto de enfermedades cardiovasculares analizadas en el estudio: las cerebrovasculares (ictus) han sido calificadas con 99 puntos, las cardiovasculares hipertensivas han logrado 96 puntos, las enfermedades cardiovasculares congénitas han recibido una puntuación de 90 puntos y finalmente las enfermedades cardiovasculares reumáticas han sido valoradas con 82 puntos.

“Cabe destacar que la enfermedad cardiovascular sigue posicionándose como la primera causa de muerte en nuestro país, siendo responsable de cerca de 120.000 fallecimientos anuales, por lo que la mejoría en los tratamientos es esencial para aumentar la cantidad y calidad de vida de la población”, apunta el Dr. Anguita.

Reconoce que “supone una gran distinción para los profesionales sanitarios españoles y para los Servicios de Cardiología del Sistema Nacional de Salud que una revista de tanto prestigio como ‘The Lancet’ posicione a nuestro país dentro de los diez mejores del mundo en cuanto al tratamiento de las enfermedades cardiovasculares se refiere”. “No obstante, - aclara el presidente de la SEC – no deberíamos caer en la autocomplacencia; aún hay margen de mejora y no tenemos que escatimar esfuerzos en seguir luchando por la máxima calidad asistencial en nuestra área. Por este motivo tenemos que seguir trabajando en proyectos que apuesten por ello, como SEC-CALIDAD”.

Auditar y acreditar la calidad asistencial

La SEC lleva años promoviendo y potenciando, desde la práctica clínica, la calidad y la excelencia en la asistencia cardiovascular. En esta línea de actuación estratégica, el proyecto SEC-CALIDAD desarrolla varios sub-proyectos de mejora de la calidad asistencial cardiovascular, entre los que se encuentran:

SEC-EXCELENTE

Su principal objetivo es reducir la variabilidad clínica de la asistencia en cardiología en todo el territorio español. Para ello, se han protocolizado las actuaciones asistenciales de los siete procesos y los ocho procedimientos más relevantes cardiológicos. 

Actualmente ya se han acreditado 80 unidades asistenciales de Servicios de Cardiología de hospitales en España.

SEC-PRIMARIA

Pretende mejorar la continuidad asistencial entre la asistencia cardiológica hospitalaria y el ámbito de la Asistencia Primaria. Con este fin, se proporciona formación específica cardiovascular a los profesionales de la asistencia primaria, se crean informes estándar, según procesos, con los correspondientes indicadores de continuidad asistencial del proceso cardiovascular y se facilita la comunicación y relación entre Asistencia Primaria y Asistencia Hospitalaria Cardiológica.

En esta primera fase se han desarrollado siete procesos asistenciales y acreditado 14 Servicios de cardiología de hospitales en España, con sus respectivas áreas asistenciales de primaria. En años sucesivos se pretende extender a la totalidad de Servicios de Cardiología.

SEC-RECALCAR

Su meta es lograr la máxima equidad en las prestaciones asistenciales cardiovasculares en España. Utiliza como herramienta el análisis de la codificación de los procesos cardiovasculares de alta hospitalaria. Para obtener información de la máxima fiabilidad respecto a la asistencia cardiológica real en España, se cruzan los datos de la base de datos del CMBD, cedida por el Ministerio de Sanidad, con la información obtenida por la encuesta que realiza la SEC anualmente a los Servicios de Cardiología, sobre la actividad que realizan y las dotaciones y recursos con los que cuentan. En la última edición se obtuvo respuesta de más del 90% de las unidades con Servicio de Cardiología estructurado. Por su utilidad, este registro ha sido declarado de interés sanitario por el Ministerio de Sanidad.