Revista Española de Cardiología | Blog

ISAR-CABG: ¿Stents recubiertos en injertos de vena safena?

| Cardiología Hoy - REC - Blog

A pesar de que los stents liberadores de fármacos (DES) han demostrado ser superiores a los stents no recubiertos (BMS) en la reducción de la reestenosis intra-stent y la revascularización de la lesión tratada (TLR) en las arterias coronarias nativas, los datos de su utilización en los injertos aortocoronarios de vena safena son limitados.

ISAR-CABG compara los resultados del tratamiento de lesiones en injertos de vena safena (SVG) con DES y BMS. La hipótesis de la que parten los investigadores es que la utilización de DES en las lesiones de SVG debería ser superior a la de BMS en cuanto a reducción de eventos cardíacos mayores.

Pacientes con lesiones de novo en se aleatorizaron a tratamiento con DES (stents liberadores de sirolimus o paclitaxel) o BMS. Todos los pacientes recibieron 500 mg de aspirina y 600 mg de clopidogrel. Además, todos los pacientes recibieron 75 mg dos veces al día hasta el alta, seguido de 75 mg al día durante un mínimo de 6 meses. A continuación, se continuó con 200 mg diarios de aspirina de forma indefinida.

Resultados

Un total de 610 pacientes fueron aleatorizados, 303 a DES y 307 a BMS. Las características basales fueron similares entre ambos grupos de tratamiento. El 36% de los pacientes eran diabéticos, el 56% tenían antecedentes de infarto de miocardio y la edad media de SVG fue de 13,5 años. La mayoría de los pacientes presentaban angina estable (61%), y el 15% presentó infarto agudo de miocardio.

Se trató más de una lesión en el 23% de los pacientes, y al 4% se le trató más de una SVG. El diámetro medio del vaso fue de 3,37 mm y la longitud total del stent empleado fue de 27 mm. Alrededor del 17% de los pacientes tenían enfermedad aorto-ostial, el 25% tenían enfermedad proximal del SVG, el 27% tenían enfermedad en el segmento medio y el 16% tenían enfermedad distal. Aproximadamente el 5% de los pacientes tenían flujo TIMI 0 al inicio del procedimiento.

La incidencia de eventos cardiacos adversos (MACE) a los 30 días fue menor en el grupo tratado con DES comparado con BMS (2,6% vs 5,9%, p = 0,05), pero no la mortalidad por cualquier causa (0,7% vs 1,0%, p = 0,57) o el infarto de miocardio (2,0% vs 4,6%, p = 0,07).

El objetivo principal del estudio, MACE a un año, fue significativamente menor en el grupo de DES en comparación con el grupo BMS (15,4% vs 22,1%, riesgo relativo 0,65, intervalo de confianza 95% 0,45-0,96, p = 0,03), a expensas sobre todo de una reducción de la revascularización de la lesión (TLR) guiada por isquemia (7,2% vs 13,1%, p = 0,02). No se observó diferencia en la muerte (4,7% vs 5,2%, p = 0,82), infarto de miocardio (4,2% vs 6,0%, p = 0,27) o trombosis del stent (0,7% vs 0,7%, p = 0,99).

Conclusiones

Los resultados del ensayo ISAR-CABG indican que los resultados del tratamiento de las lesiones de SVG con DES (stents de primera generación, paclitaxel y sirolimus) son superiores a BMS en cuanto a la reducción de MACE a un año debido, fundamentalmente, a una reducción de una nueva revascularización del vaso tratado (guiada por isquemia). No existen diferencias al año en cuanto a muerte, infarto de miocardio o trombosis del stent.

Advertencia

CARDIOLOGÍA HOY es el blog de la Sociedad Española de Cardiología (SEC), un foro abierto sobre actualidad médico-científica. Los contenidos publicados en este blog están redactados y dirigidos exclusivamente a profesionales de la salud. Las opiniones vertidas en este blog corresponden a los autores de los artículos y no necesariamente reflejan la opinión de la SEC. El Comité TIC de la SEC no aceptará artículos y comentarios al margen de este contexto formativo y de actualización de las evidencias clínicas. Más información sobre las Normas de comportamiento del blog.

¿Te ha gustado el artículo?

Compártelo en las redes sociales:
Colabora enviando tu artículo: Contacta con nosotros